GRASPOP 2008, CRÓNICA 1Aquí os traemos la crónica del festival belga GRASPOP en la edición de este año.

Una de las cosas que sorprendió de este festival en comparación con otros como por ejemplo y sin ir más lejos, el multitudinario WOA, fue sin duda la calidad y el buen estado del terreno elegido por la organización. Una explanada de prao verde se extendía ante nosotros, permitiéndonos disfrutar de un merecido descanso en casi cualquier rincón del recinto, ya que a diferencia de la paja maloliente que los germanos utilizan para su festival, este recinto, que daba sensación de amplitud y frescura –al menos el primer día- se agradeció muy mucho. Cierto es que el sábado el aspecto se tornó algo más chusquero y lo que otrora fuera verde dió paso a un marrón desolacíon, consecuencia de miles de botas destroyer paseando por el pobre, pero a pesar de todo podíamos aposentar nuestros cansados traseros cuando las fuerzas flaqueaban.

Otra de las cosas que mejor organizadas estuvieron a mi parecer fue el tema del avituallamiento. Jamás en un festival habíamos visto tal cantidad de variedad: tiendas de pizza, tallarines, gofres, hamburguesas, patatas fritas…y lo más sorprendete, ¡fruta!. En ese sentido hemos de decir que los belgas intentaron alimentarnos lo mejor que pudieron, siempre teniendo en cuenta la calidad de la comida de festival ,claro está.

VIERNES 27 DE JUNIO

Metiéndonos ya en harina, los conciertos del viernes comenzaron con los míticos rockeros TESLA, que se pusieron a ello cuando casi el 80% del festival intentaba conseguir tickets de bebida y comida –en esto no ha cambiado nada, sigue estando pésimamente organizado: las colas eran kilométricas-. A destacar el gran sonido que tuvieron los americanos, a pesar de que no fue uno de los conciertos a los que más atención se le prestó, precisamente por el problema de los tickets anteriormente mencionado.

A continuación la organización nos obligó a hacer una de las muchas elecciones que tuvimos que tomar a lo largo del festival: los grandiosos BEHEMOTH, a los que tuve la suerte de ver ya unas cuantas veces y considero de lo mejor del panorama, coincidían en horario con los prácticamente desconocidos y opuestos musicalmente BLACK STONE CHERRY. Haciendo un gran esfuerzo, sacrifiqué la primera parte de la descarga de los polacos para poder asistir al que fue un grandioso directo de los norteamericanos. Siendo un grupo no demasiado conocido, como comento, hay que reconocerles la gran labor que hicieron sobre las tablas, y me jacto de haber sido una de las pocas personas que pudo tararear casi todos sus temas, por haber tenido la suerte de conocerlos con anterioridad, lo cual me hizo saborear mucho más su directo. En cuanto a lo que a BEHEMOTH se refiere, ¿qué puedo decir? Aplastantes, incríebles, pero excesivamente escuetos. El total del concierto fue de 40 minutos, de los cuales pudimos disfrutar 20, con temas como “Prometherion”, “At the left hand ov God” o “Slaying the prophets ov Isa”. Por supuesto no faltaron temas icono de la banda como “Demigod”, “Antichristian Phenomenon”, y “Decade of Therion”.

A continuación, 50 minutos de conciertos del grandioso guitarrista -aunque excesivamente sobrevalorado- MALMSTEEN, concierto que quizá por no ser especial seguidora del susodicho me pareció bastante rancio. Es indudable la maestría de este hombre, que vuela sobre las cuerdas y es un maestro indiscutible a la guitarra, y que además contó con el chorro de voz del ex – ICED EARTH Ripper Owens, que dió un sensacional concierto, pero aún así, no me caló especialmente.

A continuación fue el turno de los lusos MOONSPELL, que dedicaron gran parte de su show a su último trabajo, Night Eternal, aunque también eligieron temas clave de su repertorio, como Opium o Finisterra, y que contó además con la vocalista Anneke, como invitada, la cual subió a dar color a la cancion Scorpion Flower, y que consiguió que el escaso público que los disfrutaba –en el Marquee2 estaban sonando Deathsatars)- se quedara encantado con el directo del tema.

Poco después en el Main Stage sonaba SAXON, grupo que desde luego se tiene más que ganados los garbanzos, dado que no hay festival veraniego al que no se apunten. Sonaron en su concierto temas como Crusader, Princess Of The Night, Wheels of Steel, Denim and Leather o Motorcycle Man. Como en casi todos sus conciertos, cumplieron y dieron al público una buena ración de Heavy sencillo y directo.

Llegaba el turno de elegir grupo de nuevo: esta vez, el SYMPHONY X Vs OBITUARY lo ganaron de largo los primeros. ¿Quién puede resistirse a Russell Allen? Yo desde luego no. El afable, fondón y genial vocalista tuvo a bien hacerse una fotografía con nosotros en el backstage, que guardo como uno de los mejores recuerdos del festival. Temazos impresionantes, una gran presecia de temas de su último disco –genial el directo de The Serpent Kiss, nunca me cansaré de escucharla- sin olvidar un repaso a toda su carrera musical y un sonido aplastnate es lo que estos americanos ofrecieron en tierras belgas a un público totalmente entregado.

Tocó el turno después a NILE, uno de los grupos más originales de la escena del Death Metal mundial. Sus toques egipcios engancharon a la audencia, con un sonido perfecto, aunque su comportamiento dejó bastante que desear, yéndose diez minutos antes del final oficial del concierto sin siquiera dignarse despedirse de la audiencia. Pero ya se sabe que Karl Sanders no es hombre de comportamiento moderado, así que tampoco cogió por sorpresa al personal. Tocaron temas como “Black Seeds Of Vengeance”, “Papyrus containing the spell to preserve his possessor from the attacks of him who is in the water”, “What can be safely written”, que si no me equivoco abrió el show, “Lashed to the Slave Stick” y “As he creates, so he destroys”.

El concierto de WHITESNAKE fué sin duda uno de los más pobres de todo el festival. Un Coverdale con la voz rota, que dejaba absolutamente todo el peso del concierto en manos de los coros, despedazó temas míticos que prefiero no recordar. Se rumoreaba que adolecía de una infección de garganta, cosa que desconocemos, pero esperamos que en próximas ocasiones pueda dar mejor concierto del que brindó en este festival.

Finalmente, este primer día de festival finalizaba con la actuación de unos grandes dinosaurios del Heavy Metal, los incombustibles JUDAS PRIEST. El concierto se basó en una mezcla de temas de su último álbum y una selección de gratest hits de otras épocas. Sonaron temas como Hell Patrol” y alguna que otra sorpresa como “The Green Manalishi”, para después tocar “Angel”, “Painkiller”, “Electric Eye”, “Breaking the law” y “You’ve got another thing comin’. Sonaron también Prophecy, Metal Gods, Eat Me Alive, Devil’s Child o Rock Hard, Die Free. En definitiva, un concierto exactamente igual que el que nos ofrecieron en el KOBETASONIK, con un Halford muy estático y muy mayor, que a pesar de conservar granp arte de su voz, ha perdido algo de gancho en escena, añadiéndole además unos Tipton y Downing estáticos en sus puestos que no parecían tener muchas ganas de ganarse el pan con el sudor de su frente ese día.

SÁBADO 28 DE JUNIO

La jornada del sábado comenzaba con la actuación de SABATON, que gozaron de mas tiempo en directo dada la caída de OPETH y VOLBEAT del cartel, de manera que sobre la 1 de la tarde empezaron a dar un concierto al que asistió gran parte de la audiencia. Abrieron el concierto con el tema Ghost Division, para seguir con 40:1”, “Panzer Batallion”, “Metallizer” y uno de sus temas más conocidos, “Primo Victoria”. Mucha fuerza, muchas ganas y muy buen ambiente es lo que dejaron a su paso estos suecos que lo dieron todo para caldear al personal.

A continuación salían a escena de los míticos Thrashers FORBIDDEN, que con su potencia empujaron al público a practicar el más que conocido mosh pit. Buen concierto, aunque quizá algo breve, en el que sonaron temas como Forbidden Evil, Twisted Into Form, Follow Me, Through The Eyes Of Glass, Chalice Of Blood, March Into Fire o Off The Edge.

Era el turno ya de DYING FETUS, que abrieron con un demoledor Homicidal Retribution
, que ya dejaba entrever el salvaje espectáculo que nos iban a ofrecer esas tres bestias pardas. Después un desfile de temas con temazos como Killing on Adrenaline y una desmadradísima Kill Your Mother and Rape Your Dog –uno de sus temas más conocidos- contribuyeron a la rifa de empujones, mosh pits, giros de melena y quiebros de cabeza que se repartieron sus seguirdores –más de uno salió con moratones por todo el cuerpo-. En resumen, un concierto bestial, con una técnia a los intrumentos más que meritoria y una entrega total al público.

Después de tal descarga, la verdad es que te quedas bastante impresionado –y no en el buen sentido- al escuchar a los fineses SONATA ARCTICA que iban a continuación. Un sonido pésimo, un Tony Kakko que cada día canta peor –gallos, altibajos, una voz rota y poco constante, incapaz de subir a los tonos más agudos en falsete con que obsequian en sus discos de estudio-, y un destroce de sus ya de por sí más que regulares temas, empezando por Full Moon, que destriparon con alevosía y premeditación. Sin duda uno de los peores conciertos del festival, que nos empujó a alejarnos lo máximo posible de tal matanza y esperar con paciencia a que comenzar el show de KORPIKLAANI.

Su folk Metal llenó aproximadamente 50 minutos de concierto y consiguió, como siempre, que la gente disfrutara y se divirtiera al máximo. Temas como Beer, Beer o Happy Little Boozer siempre son bien recibidos por un público que asiste a sus conciertos con una sonrisa en la cara y una cerveza en la mano. Concierto divertido que consiguió hacernos olvidar los sinsabores de la anterior actuación.

Y llegamos por fin al que sin duda fue el concierto estrella del sábado: el de los yankees ICED EARTH, quizá por ser una ocasión especial: volvían con su original vocalista, el impresionante Matt Barlow, después de que Schaffer rompiera el idilio mantenido con Ripper Owens –idilio que no todos los fans veíamos con buenos ojos, desde luego-. Barlow y su cabeza al 2 (¡lo que daría yo por ver de nuevo esa melenaza pelirroja!) demostraron una vez más que su presencia es muchísimo más grande que la de su antecesor, y que su voz encaja perfectamente en el grupo, lo cual le condena –si es que tal cosa se puede llamar condena- a ser la verdadera y única voz de la banda.

Para orgullo del pelirrojo, no dejaron de escucharse gritos de “Barlow, welcome Home”, que demostraron sobradamente lo mucho que se le ha echado de menos durante todo este tiempo. Barlow ante todo esto estaba realmente encantado, y nos deleitó con una voz exactamente igual de potente que la que tuve la suerte de presenciar hace ya 10 años cuando giraron como teloneros de Blind Guardian, ocasión que me sirvió para descubrir a uno de los grupos que a día de hoy más me atraen y que vió nacer mi total devoción hacia su grandiosa voz.

Así el patio, desgranaron algunos de los grandes temas de su dilatada carrera: The Dark Saga, Vegeance is Mine, Pure Evil, la preciosa balada Watchin’ Over Me, el descontrolado y potente Violate, Dracula, el magnífico Burning Times…e incluso el Ten Thousend Strong sonó mejor que nunca. Con un Schaffer mucho más viejo –su pelo es más blanco cada vez- pero que aún sigue teniendo esa rabia dentro que transmite a la guitarra a través de veloces sierras que cortan la respiración, no podía tampoco faltar el genial My Own Savior, en la que todos nos desmelenamos gozando del increíble concierto que nos brindaron, con una sonrisa en la cara al ver que todo vuelve a su cauce natural, en lo que esperamos sea un nuevo despegue del grupo. Y para los más fieles seguidores, aquí os dejamos el set list completo que pudimos disfrutar:

Dark Saga
Vengance Is Mine
Burning Times
Declaration Day
Violate
Pure Evil
Ten Thousand Strong
Dracula
The Coming Curse
Melancholy (Holy Martyr)
My Own Savior
Iced Earth

Una vez finalizado el concierto de ICED EARTH le llegaba el turno a los noruegos IMMORTAL, con su Black Metal aplastante y tremendamente reverenciado. El espectáculo gozó como siempre de un show de pirotecnia quizá algo limitado por encontrarse en el cubierto escenario Marquee 1. Sin ser tan impresionante como el concierto de reunión que dieron el año pasado en WOA, pudimos de todas formas escuchar clásicos como Battles in the North’, ‘The Sun No Longer Rises, Withstand The Fall Of Time, – At The Heart Of Winter, – Tyrants, – One By One, Damned In Black, Battles In The North y – Blashyrkh.

Después de INMORTAL nos dejamos caer por el concierto de CAVALERA CONSPIRACY, que gracias a Dios sonaron mucho mejor que en el Electric Weekend de Getafe. Un concierto bastante abarrotado en el que sonaron más temas de SEPULTURA que del proyecto que manejan a día de hoy los dos hermanos, como son Refuse Resist”, “Inner Self”, “Territory”, “Attitude”, “Dead Embryonic Cells”, o la grandísima “Roots Bloody Roots. En todo caso también hay que decir que abrieron el concierto con sus propios temas, Inflikted y Sanctuary-. En resumen, más de una hora de concierto en el que además nos dejaron una sorpresa: el hijo de Igor apareció en escena y se puso tras las baquetas para tocar el tema Black Ark. Menuda familia.

Nos queda pendiente la crónica del domingo, que entregaremos en cuanto nos sea posible.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.